Cuidados de Implantes

Beneficios de los implantes dentales

Los implantes dentales mejoran la salud y estética bucal. Son una solucion eficaz y segura en cuanto al reemplazo de los dientes que se han perdido (las piezas cumplen todas las funciones necesarias tal como lo hacen los dientes naturales. Y aportan una perfecta apariencia estética)

 

A continuación os contamos algunos de sus beneficios:

– Los implantes dentales pueden durar entre 20 y 25 años y, con un buen cuidado, incluso acompañarte toda la vida.

– Son una excelente opción para sustituir piezas perdidas.

– Las nuevas piezas dentales quedan firmes en el hueso maxilar, listas para brindarte una sonrisa perfecta y contribuir a que mantengas un aliento fresco.

– Generalmente son elaborados con titanio, un material que se adapta muy bien a la estructura de la mandíbula.

              Sin embargo, gracias a las nuevas tecnologías, se han comenzado a desarrollar implantes de Zirconio, un material con una compatibilidad biológica muy elevada, que repele la acumulación de bacterias aún más que el titanio y es excelente para pacientes que no toleran el metal.

-Te proporcionan una sonrisa perfecta y sana que va mucho más allá de lo estético, ya que mejoran considerablemente tu calidad de vida.

 

Y es por todo esto que este procedimiento es considerado el mejor avance de la medicina odontológica en los últimos tiempos.

Las técnicas de cirugía mínimamente invasivas y sin molestias permiten una recuperación en el menor tiempo posible con resultados excepcionales.

 

Para recuperar tu sonrisa, aumentar tu seguridad y mejorar tu estilo de vida, no dudes en consultarnos todas tus dudas. Estaremos encantadas de informarte acerca de todo lo relacionado con los implantes dentales.

Cuidados de Implantes

Razones por las que los implantes dentales son la mejor opción para restaurar las piezas perdidas

Los tratamientos más tradicionales pasan por la colocación de prótesis removibles o puentes. Sin embargo, los implantes dentales ofrecen infinidad de ventajas

.

 

Ventajas de los implantes dentales

 

1. Integración completa
Los implantes no son los dientes naturales, pero se parecen mucho. Se comportan, se ven y se sienten como si lo fueran.
El implante se fusiona con el hueso, consiguiendo asi una gran estabilidad. Y la corona imita a la perfección al diente tanto en forma, tamaño y color como en dureza, de modo que su funcionalidad y su apariencia es la misma que tenía la pieza perdida.

2. Protegen al resto de la boca
En este sentido, los implantes dentales ofrecen un triple beneficio. Por un lado, evitan la desaparición de hueso. Cuando falta una pieza, la ausencia de estimulación en la zona hace que el cuerpo deje de regenerar y de reconstruir el tejido óseo, esto implica afectación no solo funcional, también estética, ya que la pérdida de hueso hace que los labios se retraigan.
Por otro lado, los implantes evitan que el resto de las piezas se muevan para ocupar el hueco generado. De esa forma, se mantendrán en su lugar, evitando así malposiciones que, a la larga, generan infinidad de problemas: desgaste prematuro de piezas, tensión mandibular, etc.
Y, en tercer lugar, los implantes no dañan al resto de los dientes, como sí lo hacen los puentes, ya que es necesario tallar piezas sanas para su sujeción.

3. Son duraderos
Los implantes dentales están fabricados en materiales especialmente resistentes. Siguiendo las pautas que dé el implantólogo, llevando una correcta higiene dental y acudiendo a las revisiones periódicas imprescindibles se mantendrán en perfecto estado durante muchos años.
Además, no será necesario ningún retoque, aunque se pierda alguna otra pieza dental. No ocurre así en las prótesis removibles, en las que el deterioro de alguno de los dientes que sirva de sujeción puede obligar a rectificar o incluso sustituir el aparato.

4. Son seguros
Las técnicas en implantología dental han avanzado muchísimo en los últimos años, de modo que la posibilidad de rechazos o problemas en implantes dentales es mínima si se acude a un buen especialista y se siguen las recomendaciones que indique. La tasa de éxito de los implantes se acerca mucho al 100%.

 5. Soluciones a medida del paciente.

Los avances médicos y tecnológicos, así como el uso de nuevos materiales permiten, en la actualidad, que las técnicas para implantes dentales sean muy poco invasivas y no generen apenas molestias tras su colocación.

 

 

  • OMI DENTAL
Cuidados de Implantes

EL TABAQUISMO, ENEMIGO DE LOS IMPLANTES

EL TABAQUISMO, ENEMIGO DE LOS IMPLANTES

El tabaco es por todos sabido un riesgo para nuestra salud en general de las personas. No sólo por el riesgo de padecer enfermedades cardiovasculares o respiratorias entre otras,  sino también por la probabilidad de poder padecer cáncer como entre las más graves. Es por ello que el tabaquismo es también el enemigo de los implantes, atentando contra nuestra salud bucodental.

En nuestra boca la influencia del tabaco tampoco aporta beneficios. La nicotina puede dañar la mucosa o afectar a la glándula salivares, está  más que comprobado que los fumadores acumulan más placa y sarro.

El enemigo de tus implantes no podemos negar que es el tabaco, empezando porque la nicotina produce una alteración de los tejidos blandos además de una disminución en el riego haciendo que la cicatrización sea más lenta con lo que aumenta el riesgo de infección.

Un implante a grandes rasgos es una tornillo en el  hueso de la mandíbula. La osteointegración, este proceso es el más  importante porque de ello depende el éxito del proceso, ya que es cuando se integra el implante al hueso. Se debe llevar una correctísima higiene bucal y evitar las infecciones.

Los fumadores en el proceso osteointegración, tienen más posibilidades de complicaciones, ya no sólo porque la nicotina haga más lento el proceso de cicatrización, sino también por la proliferación bacteriana. No se nos puede olvidar que los efectos en la boca del tabaco no son buenos, desde mayor predisposición a padecer en enfermedades  en las encías por la mayor acumulación de placa hasta cosas más graves, con lo que todo suma.

El mejor consejo y el primero si vas a someterte a un proceso de implantología es:

  • Dejar de fumar, pero si no es posible reduce el consumo al mínimo durante la primera semana tras la operación.
  • Una vez al día utilizar hilo dental y lenguaje bucal.
  • No pierdas ninguna visita de revisión para garantizar que todo va bien
  • Baja el consumo de azúcares.
  • No dejes de consultar con tu especialista ante cualquier duda.o irregularidad.

Omidental como especilistas en implantología, te aporta los mejores consejos para que el procedimeinto que te hayas realizado sea siempre un éxito completo.

Ponte en manos de los mejores especialistas para que puedas recuperar tu salud bucodental.

 

¡Encantados de Atenderte!